Sin duda alguna el electorado español convocado a las urnas el próximo 25 de mayo es el más preparado e inteligente de todos a los que se han presentado las formaciones políticas.

  • Es el electorado con más experiencia democrática y conocimiento de las formaciones políticas y de sus representantes, de todos los comicios anteriores.
  • También es el más preparado y de formación intelectual y profesional más alta. En cada uno de los segmentos de edad que se quiera analizar: 18 a 25, 26 a 35, 36 a 45, etc.

Esta competencia y capacidad le convierte en más exigente, critico y lúcido a la hora de pensar su voto e incluso ponderar si merece la pena votar. La abstención en un electorado como el actual, no significa pasotismo, indiferencia o desencanto solamente (¿?). Tiene un alcance significativo mayor.

Los españoles han cambiado, sí. A mejor. Pero no así los políticos y las organizaciones a las que representan. Basta con algunos ejemplos de libro sobre la estulticia y cortedad intelectual de los que dirigen o asesoran esta campaña electoral:

Se pide el voto porque sí, porque “NosomosloMismo” y claro, ante esa afirmación que se presume tautológica, llegan los adversarios y dicen que claro, que efectivamente “NosomosloMismo” y que para este viaje no hacen falta alforjas.

Se centra la Campaña en personas que no representan de forma mayoritaria a la gente; que no son conocidas por su contribución social o intelectual a la mejora de las condiciones de vida de la mayoría. No hay Líderes como tal, solo aspirantes a eurofuncionarios por al menos 5 años (que no es poco). Para más escarnio, los aspirantes en cabeza compiten por realizar un debate “cara a cara” programado para el próximo martes 13 de mayo (mal dia). Seguro que se atacarán ante las cámaras, pero no se comprometerán con propuestas concretas y audaces, ante los electores.

No hay Compromiso de Programas o Medidas concretas a presentar y defender en las Instituciones Europeas. Sobran, eso sí, esloganes y frases vacias cargadas de inconcreciones y eufemismos; cuando no de espacios en blanco para aparentar que hay contenido. Un Partido político que se presenta a estas elecciones ha editado una Guía de Propuestas de 36 páginas; 20 de las cuales son páginas de cortesía (vacias) y de Título de Capítulo. De las 16 restantes, 6 ocupan media página. Estas 16 están escritas con márgenes holgados y a triple espacio. Pero si se lee el contenido es peor.

Por eso las personas que formamos este electorado necesitamos un proyecto político que tenga significado real para nosotros y no para los que vayan a vivir 5 años de Eurodiputados. Esa es nuestra razón para votar. Con un propósito compartido, somos capaces de conseguir cualquier cosa.

Los líderes crean una visión con significado, una visión relevante, que coloca a las personas en el centro de las cosas en lugar de en la periferia.

Para depositar la confianza en sus líderes, las personas necesitamos pruebas de su competencia. Tenemos que sentir que los líderes merecen nuestra confianza en virtud de su carácter y competencia profesional. Y, como en aquella ocasión de hace más de 25 años:

¡ Es la Economía, estúpido ! Y parece que ni saben de economía, ni hablan de soluciones para cambiar la economía, ni se diferencian cuando gobiernan en materia de economía.

[wooslider slider_type=”attachments”]
2017-06-19T13:25:43+00:00